El FMI dijo que dialogará con el nuevo Gobierno pero Fernández advirtió de que la negociación será “difícil”

La intención de colaboración fue manifestada por el portavoz del organismo internacional, Gerry Rice. No obstante, en una entrevista con el ex primer mandatario de Ecuador, Rafael Correa, el Presidente electo señaló que la “situación es grave”

En el marco de la transición presidencial que atraviesa el país y con vistas a la asunción de un nuevo Gobierno nacional el próximo 10 de diciembre, la situación de la economía argentina resulta un punto clave y el Presidente electo, Alberto Fernández, ya está esbozando públicamente algunos aspectos centrales de su plan de Gobierno.
Un tema central es hoy la crítica situación que afronta el país en términos de deuda pública, sobre todo en lo relacionado al préstamo Stand By que firmó la administración conducida por Mauricio Macri con el Fondo Monetario Internacional (FMI).
Luego de los resultados que arrojaron las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) de agosto pasado, y en el marco de un nuevo episodio de acelerada volatilidad del dólar, el organismo multilateral de crédito decidió postergar sin fecha precisa el último tramo importante del acuerdo convenido en 2018, que suponía el envío de US$5.400 millones.

Aunque el actual ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, realizó distintas gestiones durante dos meses, el desembolso continuó congelado a la espera de las definiciones de octubre.
Así, y ya con un nuevo Presidente electo, el FMI se pronunció ayer sobre la situación con Argentina, en el marco de la conferencia de prensa periódica que encabeza el portavoz de la entidad, Gerry Rice. En este sentido, el ejecutivo expresó ayer: “Estamos dispuestos a trabajar con la nueva administración cuando le resulte conveniente y eso no depende de condiciones previas, durante el período de transición”, aunque precisó que no se ha fijado “una fecha de misión planificada en este momento”. Además, Rice tampoco detalló si finalmente el FMI efectuará finalmente el desembolso.

En tanto, consultado sobre si las negociaciones con el FMI deberían ser previas al reperfilamiento de la deuda con acreedores privados o sobre una posible quita, Rice señaló que “como sucede con todos los países, la decisión de reestructurar la deuda depende totalmente del país miembro, en consulta con sus asesores jurídicos y financieros. Nuestro papel es evaluar si la deuda es sostenible de acuerdo con nuestras políticas de acceso excepcional”.
En este contexto, también se conocieron importantes declaraciones de Alberto Fernández, quien concedió una entrevista al ex primer mandatario de Ecuador, Rafael Correa.
En la ocasión, el Presidente electo precisó que sólo en un año “Macri tomó casi US$60 mil millones” del FMI y que es necesario que “la comunidad de naciones libres vea lo que ha pasado” en el país y “que no es un capricho de Alberto Fernández decir lo difícil que enfrentamos”.
Al mismo tiempo, destacó que “Argentina siempre ha hecho honor a sus deudas. Inclusive cuando fuimos al default nosotros dimos un plan de pagos.

Y salimos pagando, y ahora debemos hacer lo mismo”, aunque advirtió enfáticamente que “el mundo tiene que entender que nosotros no somos como Macri, nosotros no mentimos. Y nosotros no podemos pagar en las condiciones que está la economía argentina”.
En ese sentido, alertó de que la “situación es grave” y que se enfrentan “problemas que jamás se nos ocurrió que pudiéramos tener”. “Yo creo que nosotros vamos a tener una negociación difícil”, señaló aunque dijo que tiene “muchas expectativas de que vamos a poder salir adelante y confío en que vamos a poder tener una negociación cierta porque lo que que queremos hacer es pagar”.

INDUSTRIA
El sector perdió más de 56 mil empleos en un año

El empleo industrial registrado durante agosto cayó 4,9% respecto al mismo mes de 2018, lo que significó más de 56.000 puestos menos de trabajo, datos que van en línea con la retracción de 7,4% de la producción fabril en el mismo mes del año, según un informe de la Unión Industrial Argentina (UIA).
El documento difundido ayer detalló que, sin estacionalidad, la baja del empleo asalariado en la industria -en la medición intermensual del octavo mes del año- fue de 0,4%, 4 mil puestos de trabajo, con lo cual “vuelve la dinámica descendente del empleo industrial, con una caída superior a la de julio”, que fue 0,2%.
“Este dato se encontró en línea con las mayores tasas de caída de la producción industrial (7,4% interanual en agosto) respecto de los datos del primer trimestre del año”, detalló el trabajo, el primero en su tipo de la entidad gremial empresaria.
Por otro lado, también en el octavo mes del año, el empleo registrado total cayó 1% interanual con respecto a agosto de 2018, por lo cual el sistema registró 125.041 puestos de trabajo menos.
Con estos datos, la UIA resaltó que la industria acumula una pérdida de 152 mil puestos respecto de igual mes de 2015, 12,1% menos, y cerca de 161 mil con respecto a agosto de 2013, 12,7% a la baja.
La caída de la actividad y el empleo también se reflejó en la menor cantidad de empleadores, ya que se registró en todo el sistema un descenso de las empresas declarantes de 2,4% interanual, pero la retracción es mayor en la industria con 1.722 empresas menos y una baja de 3,2% interanual.
El trabajo de la UIA con base en el Ministerio de Producción y Trabajo y del Sistema Integrado Previsional Argentino (SIPA) indicó además que “ninguna rama de la industria ha presentado un incremento en los puestos de trabajo en el último cuatrimestre del 2018”.

Fuente: https://comercioyjusticia.info/blog/economia/el-fmi-dijo-que-dialogara-con-el-nuevo-gobierno-pero-fernandez-advirtio-de-que-la-negociacion-sera-dificil/
Compartir